Patrioteros futboleros

La columna de Eduardo Por
Los argentinos y el fútbol. Cuando se juzga y se condena a los jugadores como si fueran los peores delincuentes.
Maradona
Maradona - Foto:Google

Posdata Digital Press | Argentina

Eduardo ServentePor Eduardo Servente | Ingeniero Civil

Nuevamente estamos viviendo un evento deportivo que nos moviliza, especialmente cuando se trata de nuestra selección de fútbol, y logra que todos nos transformemos en eruditos del deporte y con total autoridad tenemos la certeza de conocer las soluciones a todos nuestros problemas deportivos. Cuestionamos al técnico y a los jugadores y los juzgamos condenándolos como si fueran los peores delincuentes.

El periodismo y los publicistas aprovechan nuestra idiosincrasia y nuestro carácter volátil para tocar nuestras fibras íntimas y motivarnos detrás de los colores celeste y blanco de nuestra bandera y nuestra camiseta.

Todo es válido para el rating o para vender más, no importan los principios éticos, solo hay que lograr que nuestros cuerpos vibren de emoción con lo que muestran por la pantalla. Así es como nos vanagloriamos de la trampa de hacer un gol con la mano o de cualquiera de los numerosos ejemplos de viveza criolla que nuestro deporte y quienes lo difunden no se cansan de mostrarnos.

Somos patrioteros. Ni siquiera en el deporte que tanto amamos podemos tomarlo en serio y hacer las cosas como se debe.

Amar la celeste y blanca significa desear y procurar lo mejor para nuestro país. Amar la celeste y blanca significa desear el éxito en el deporte luego de un trabajo serio y consciente.

Amar la celeste y blanca significa repudiar toda falta de ética y seriedad.

Lo demás es patrioterismo.


Boletín de noticias