La Cima del Alma

Literatura Por Sil Pérez
Espacio de difusión Literario- La escritora Sil Pérez nos presenta la segunda entrega de fragmentos del libro Memorias de los Andes (46 años despúes) de José Luis “Coche” Inciarte Vázquez.



 Posdata Digital | Argentina

sil PérezPor Sil Pérez | Escritora

MEMORIAS DE LOS ANDES

46 años después

José Luis “Coche” Inciarte Vázquez

El recorrido comenzó y me ajusto a la certeza de que el encuentro abrigará el alma.

Allá quedaron los recuerdos, clavados en la montaña. Son esas columnas erguidas, montículos de misterio que hoy anidan esperanzas.

La caminata fue una hoguera de pasiones que veló en el silencio. El viento permanente de la desolación y de la muerte.

Hoy nos encontramos aquí, en esta segunda entrega de lo que es, la Cima del Alma.

Sin dudas José Luis Inciarte Vázquez, conocido por todos como “Coche”, es fiel discípulo de una fuerza superior que sustenta la vida. A lo largo de este ejemplar nos demuestra la valentía extrema y el amor incondicional por la especie, y por los valores que armonizan y le dan sentido verdadero a la existencia. Hoy no dejo de leer Memorias de Los Andes, y de afianzarme a cada una de sus experiencias. De sus vivos relatos, de su pasión por acompañar sus acciones al latido constante.

Y de pronto, una luz tímida asomó por el horizonte blanco. Como a través de una mirilla, emergió una línea ondulante, el sol. Esa estrella ardiente que, conforme fueron pasando los días, fue asumiendo el rol altivo, para avivar la voz de la ilusión.


Foto Reviven 5

Seguidamente algunos pensamientos que hicieron eco en la inmensidad del terreno.

Fragmento literal de MEMORIAS DE LOS ANDES - 46 AÑOS DESPUES, pág. 34

“Ese choque significó un quiebre profundo, tanto en el avión, que literalmente se partió en dos, como en mi vida en la que se inició una etapa de maduración y de profundo descubrimiento de la naturaleza humana. Entonces, así como a partir de los dieciocho años había tocado la responsabilidad de ocuparme de mi familia, después del accidente, y de acuerdo con mis responsabilidades, traté de hacerme cargo de mis compañeros que habían quedado, al igual que yo, en el total desamparo, en el medio más inhóspito que se puede imaginar.

Lo hice como pude, y de acuerdo con las distintas circunstancias que se fueron sucediendo en esos setenta y dos días, que si bien fuero de gran dolor e incertidumbre, lo fueron de gran aprendizaje”.

Mmeoria de los Andes

 VOLVER A NACER

(Capítulo VI) Fragmento de pág. 97.

22 de diciembre

“Llegó el día 22 de diciembre, el fuselaje ya no estaba enterrado, ni teníamos que reptar como roedores para entrar o salir. El sol, en estos días caliente y de larga presencia, había derretido la nieve que lo cubría y el fuselaje se sostenía sobre un pedestal de hielo mantenido por su propia sombra. Había que entrar subiendo con esfuerzo, pero solo saltar para salir”.

 Simplemente quiero, a partir de estas letras compartir con ustedes, fieles lectores de Posdata Digital Press, parte del legado de este libro homenaje a la vida. El viaje recién comienza, pero no tengan miedo, porque ajustados al cinturón de la esperanza, el recorrido nos sorprenderá, sobrevivientes del alma.

¡Hasta la próxima!

 -Gentileza de imágenes, miembros activos Grupo Re Viven La Tragedia de los Andes, El Milagro de los Andes-

Ejemplar disponible en: Librerías Yenny, Cúspide, Casa del Sol.

 

 

 

Te puede interesar

Boletín de noticias